sábado 08 de diciembre de 2018
Superfinal de la Copa Libertadores

"Bajo ningún concepto River fue perjudicado"

El presidente de la Conmebol, Alejandro Domínguez, se refirió al cambio de sede de la final de la Copa Libertadores de América.

La Conmebol fue blanco de críticas durante los últimos meses. El ente que regula al fútbol sudamericano fue criticado por muchos clubes del continente por las malas decisiones que tomó en distintos escenarios. Sin embargo, la gota que rebalsó el vaso fue el cambio de sede de la final de la Copa Libertadores de América. Alejandro Domínguez -presidente del organismo previamente mencionado- dialogó con el diario El País y se refirió a la última instancia del certamen internacional que protagonizarán River Plate y Boca Juniors en Madrid.

En primera instancia, Domínguez sostuvo que él tomó la decisión de disputar la final en España. "La idea de jugar en Madrid fue una idea mía. Yo le consulté a Florentino Pérez, presidente del Real Madrid, en una conversación telefónica entre amigos, su análisis como hombre de fútbol. Me dijo que no solamente le parecía una buena idea, sino que también nos daba el Bernabéu", aseguró el paraguayo.

dominguez.jpg

Posteriormente, el presidente de la Conmebol argumentó las razones que propiciaron la resolución que se llevó a cabo. "No se podía jugar en Buenos Aires, ni en Argentina. Primero porque había ocurrido un hecho injustificable, que es creer que con violencia se puede ganar un partido. En el momento en que ocurrió eso se había perdido la naturaleza de este deporte. Desde ese momento, el partido estaba suspendido. Y las condiciones tampoco estaban dadas al partido siguiente. Había ese ambiente raro en la atmósfera, con amenazas y advertencias", reflexionó Alejandro.

Asimismo, el dirigente recordó lo que vivió en el Estadio Antonio Vespucio Liberti y afirmó que nunca olvidará ese día: "La tarde del 24 de noviembre fue un día de toma de decisiones. Sabía que primero tenía que pensar en el bien común. Mi interés personal lo tenía que dejar al margen. Un día con mucha presión. Sentí vergüenza ajena. Nos pasó lo más humillante que le puede pasar a un ser humano, nos escupieron en el campo. No me entra en la cabeza, me parece primitivo. Un día que me quedará marcado a fuego en la memoria".

Además, el paraguayo culpó a la seguridad de Argentina por los incidentes ocurridos en las inmediaciones del Monumental y desligó a la Conmebol de toda responsabilidad. "De la parte de la organización se previó todo. Pero nosotros solo podemos prever lo que va a ocurrir dentro del campo de juego y pedir la asistencia y colaboración de la policía o la seguridad nacional. Esto no es responsabilidad de la Conmebol, porque son hechos vandálicos que ocurrieron en la calle. Esa es una jurisdicción de la policía. La responsabilidad es de la policía", explicó Domínguez.

Alejandro concluyó su entrevista con El País dejando en claro que, tras el cambio de sede, el Millonario no tiene motivos para realizar quejas en la Conmebol. "Bajo ningún concepto River fue perjudicado. El Monumental tuvo su final, pero no se logró jugar. La responsabilidad de lo que ocurrió dentro del campo de juego, desde que se canceló el partido y lo que ocurrió con los invitados especiales como Gianni Infantino, otras personas y yo. Nos escupieron, nos maltrataron, nos insultaron. La policía encontró sobreventa de entradas y había más cantidad de gente en el estadio de la permitida", concluyó Domínguez, quien es el presidente del ente que regula al fútbol sudamericano.

Buscador