martes 16 de julio de 2019
VIALE 910

La doble personalidad de Alberto Fernández: Doctor Jeckyll y el señor Hyde

¿Puede una misma persona ser de un día un caballero inglés, un científico, fino, elegante, académico, brillante, con los mejores modales... y de noche se transforma en una bestia, grosero, un animal, mala persona, bruto, descuidado y encima asesino? ¿Pueden convivir un mismo hombre dos personalidades opuestas?

Es el extraño caso del doctor Jekylly y señor Hyde. Es una novela que trata por primera vez un trastorno psiquiátrico que hace que una misma persona tenga 2 o más personalidades con características opuestas entre sí. Lo que trata de decirnos la novela es que en nosotros siempre están el bien y el mal juntos.

Acá también tenemos el extraño caso del doctor Jeckyll y del señor Hyde. Uno pude soportar que haya dos Alberto Fernández para hablar de Luis D'Elía para hablar de la inflación para hablar del Indec para hablar de Cristina, para hablar del modelo económico. Lo que es difícil de entender es que haya dos Alberto Fernández para hablar de corrupción.

Ayer, Alberto Fernández en Intratables negó que haya habido bolsos llenos de dólares y se plantó a favor de la libertad del emplema de la corrupción "K", Julio de Vido. Todos recordamos que la gran interna de los primero años del kirchnerismo era Alberto vs De Vido. Julio se quejaba porque Fernández operaba con sus amigos de Clarín. Fernández ventilaba a los medios de comunicación que pasaban cosas raras con todo ese ministerio De Vido en la conducción; José López en la obra pública; Ricardo jaime en trasnporte; Daniel Cameron en energía.

Hoy por arte de magia, Alberto Fernández candidato a presidente en fórmula con Cristina parece haber olvidado esas viejas discusiones éticas. ¿O será que no le gustó que la esposa de Julio De VIdo, Alessandra Minicelli, escribió: "Para quienes no lo sepan, la 'maniobra' que se le imputa a Julio De Vido en esta causa, para 'direccionar' la obra pública a la Provincia de Santa Cruz, consiste en haber firmado las planillas de redistribución presupuestaria, un trámite administrativo y habitual en su gestión como ministro, que realizaba junto con el ministro de Economía y el JEFE DE GABINETE".

Pregunto: ¿Estará mal detenido también el ex vicepresidente Amado Boudpu condenado por quedarse con la imprenta Ciccone a través de su testaferro Alejandro Vandenvroele? ¿Es Boudou un preso político del macrismo?. Uno puede hasta reirse de la falta de coherencia en la opinión de Alberto respecto a la gestión de Kicillof. Antes era el peor Ministro de Economía de la historia argentina. Hoy, está para el premio Nobel.

¿Con cuál Fernández me quedo? ¿Con el que me comentaba en los programas de televisión el triste final del kirchnerismo con los bolsos de la familia Baéz y un vicepresidente robándose imprentas? ¿O con el que habla ahora de revisar fallos "arbitrarios" para que los muchachos recuperen la libertad? Tal vez, conviven en él el Doctor Jeckylly y el señor Hyde.

Dejanos tu comentario

Buscador