martes 09 de julio de 2019
VIALE 910

La muerte de Fernando de la Rúa y la nueva oportunidad desaprovechada por los presidentes argentinos

Fernando de la Rúa uno de los líder históricos del radicalismo en el Siglo 20. Uno de los 5 que llegaron al máximo poder del estado, como ya lo habían hecho Hipólito Yrigoyen, Marcelo Torcuato de Alvear, Arturo Illia y Raúl Alfonsín. Supo representar una ilusión para la sociedad argentina, aunque esa ilusión terminó con una presidencia devastadora.

Fue el primer Jefe de Gobierno electo de la Ciudad de Buenos Aires. Fue uno de los enemigos más duros que supo enfrentar a Carlos Menem (aunque nunca le faltó el respeto). Supo transmitir valores que la gente necesitaba en el ocaso del menemismo: austeridad, moderación, transparencia. Algunos creen que Menem hizo todo lo posible para que el peronismo retenga el poder en 1999.

¿Saben cuánto duró la presidencia de Fernando de la Rúa? 40 días. ¿Qué palabra caracterizó la gestión? Debilidad. De movida, metió un impuestrazo, que lastimó seriamente su relación con la clase media. El periodismo lo atendió de entrada: De hecho la revista Noticias tituló "basta de suesta" con una foto- montaje de De la Rúa en pijama. El gobierno quedó prisionero de la convertibilidad, de la cual no quiso salir. En Octubre de 2000 renunció el vicepresidente, Chacho Álvarez, por el escándalo de la "Banelco en el senado. López Murphy duró 2 semanas como Ministro de Economía. Y el comienzo del final llegó con la designación de Domingo Cavallo.

¿Qué aprendimos casi 20 años después? Bastante:

1- Nos dimos cuenta que estamos hartos como sociedad que los gobiernos no peronistas terminan su mandato en tiempo y forma
2- Que el cacerolazo y el estallido social tuvo mucho de genuino pero también tuvo mucho de fogoneo a tráves de punteros políticos que respndían a intendentes y movimientos sociales.
3- Que las variables de Gobernabilidad de la Argentina son el control de la calle y el dólar.
4- Que el juego del partido, aún con el epronismo oliendo sangre, aún siendo un mal gobierno, nunca le faltó el respeto a nadie, nunca usó la cadena nacion para defenestrar al que piensa distinto, nunca persiguió opositores, nunca usó la televisión pública para escrachar enemigos.

Hoy, 9 de Julio, era otra buena oportunidad para reunir en el Congreso a todos los presidente de la Nación Argentina. Carlos Menem, Eduardo Duhalde, Cristina Kirchner, Mauricio Macri. Para mandar ese mensaje de respeto por la trayectoria por la experiencia por la investidura presidencial. Todo indicaría que, como manda la historia, otra vez vamos a desaprovechar la oportunidad.

Dejanos tu comentario

Buscador